¿Porqué el impulso y no los propósitos de año nuevo es la clave para un mejor año?

Sábado 23 de septiembre del 2017

Es un trabajo duro aprender una nueva habilidad. No es fácil romper los viejos hábitos. Empezar algo nuevo requiere atención y concentración extraordinaria.

 

 

Ímpetu, por el contrario, requiere sólo un pequeño paso.

“Es fácil fantasear acerca de tu nueva resolución mágica que marcara la diferencia entre éxito y fracaso  — que por decidirse a empezar una nueva vida todo de repente será nuevo y mejor para ti en el futuro.”

Pero también va a ser mucho más difícil para ti.

Las cosas van a empeorar antes de mejorar, porque el impulso es lo que mueve montañas. No hacer pivotar el primer golpe.

Tal vez en lugar de nuevas resoluciones sólo tienes que dar el siguiente paso de donde estás ahora. En vez de decidir que necesitas algo nuevo y mágico, sólo tienes que hacer lo que sabes que deberías estar haciendo ya.

Caminando. Avanzando. No parar.

La clave del éxito es mantener tu impulso.

Una vez que ya te estás moviendo, es más fácil cambiar de rumbo. Para adaptarse. Priorizar. Porque tienes impulso.

Y ese impulso es lo que te lleva hacia dónde quieres llegar.

Tal vez sea hora de dejar de resolver y seguir avanzando.

Tal vez es hora de dejar de temblar  en la oscuridad y hacer el trabajo.

Después de todo, si te mueves hacia dónde quieres..  eventualmente llegas.

Recomendado
Únete a la discusión